Taller Integral de Arquitectura 1 y 2 Moskovits_Lanziani

Nicolás Agostini, Matías Bazán, María Pía Bozzano, Lorena Calvarhi, Ramiro Hermida, Paolo Jacome, Rocío Medici, Matías Mizrahi, Lisette Santillán, Kevin Shroder, Cristina Vera dos Reis, Martina Yarke, Iñaki Zuñiga

Ícono

El Taller Integral de Arquitectura 1 y 2 constituye el primer ciclo en la enseñanza del proyecto arquitectónico en la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Palermo.
El Taller plantea la introducción al acto proyectual a partir de la indagación sobre las metodologías y técnicas de algunos de los modelos no-apriorísticos aplicados a la enseñanza del proyecto y su relación con el discurso arquitectónico. La Investigación Proyectual es el marco teórico a partir del cual se entiende que la exploración organizada metodológicamente del acto poiético -según fines y mediante técnicas específicas- permiten expandir los límites del conocimiento arquitectónico frente a las respuestas agotadas por previsibles derivadas de modelos que definen desde el principio la forma. El hegemónico modelo de procedimientos deductivos (del todo a la parte; del esquema general al detalle) está siendo reemplazado por técnicas analítico-propositivas que inducen a prácticas del proyecto donde aproximaciones parciales y un conocimiento de lo singular habilitan a coordinar relaciones o conexiones inesperadas o imprevistas. Esto no reduce el problema a una mera inversión de lógicas donde se le dé preminencia al fragmento, sino que procura promover atravesamientos entre escalas de trabajo, de modo que lo particular afecta a lo general y viceversa. Los modos proyectuales que dirigen su mirada sobre la determinación de lo singular incluyen, de manera intrínseca, las definiciones de la organización material y sus articulaciones formales y constructivas modificando la acostumbrada abstracción general del proyecto arquitectónico reducida a la relación latente y no explicitada entre geometría, tipología y estilo. Por tanto, el trabajo sobre la determinación formal de la materia organizada intenta cubrir una ausencia en la didáctica del proyecto al prestar especial atención al elemento técnico del proyecto y a la estrategia del detalle promoviendo una posición crítica en los procesos de configuración. Bajo esta premisa, las obras que forman parte del corpus disciplinar se relocalizan a un nivel de disposición en un nuevo status de material de proyecto que trae inscripto modos de la resolución de la complejidad de la forma arquitectónica. Desde allí, un conocimiento y un material obtenidos a través del procedimiento analítico se re-despliegan en el momento propósitivo por medio de la pieza arquitectónica inaugurando para los alumnos iniciales su práctica proyectual.

TIA 1 y 2_UP Moskovits_Lanziani

Contexto

La falta de abordaje de las condiciones materiales en la enseñanza inicial del proyecto y la subordinación de las distintas complejidades espaciales a la síntesis planimétrica del partido como parte de un proceso de proyectación naturalizado soslaya sistemáticamente la mirada crítica sobre los hechos arquitectónicos. La ausencia de reflexión instala la repetición como procedimiento pedagógico y eleva a la intuición como procedimiento creativo dejando de lado el cuerpo de conceptos y de obras como acumulación de saber disciplinar. Entendemos que el proyecto se produce desde el conocimiento de los problemas intradisciplinares que están inscriptos en las obras de arquitectura. Aspectos que la crítica arquitectónica se encarga de teorizar pero que se originan y resuelven en la producción material de las obras mismas. De ahí que el primer desafío para el alumno consista en aprender a observar para conocer “cómo” está hecha la obra de arquitectura y avanzar en el conocimiento disciplinar desde una mirada crítica. Este análisis, que es una hendidura en la obra, no será un desmembramiento hasta la diseminación absoluta de los elementos, ni una disección en partes autónomas, sino un recorte selectivo de problemas espaciales o formales o materiales -y entre ellos imbricados- que llamamos despiece. El despiece opera en modelos tridimensionales donde la precisión de lo material y la técnica de ejecución resultan relevantes en la identificación y construcción del cómo. Y eso se realiza tanto en una obra en estado de análisis –TIA 1- o en un proyecto en elaboración –TIA 2- y constituye la instancia superadora de los caminos apriorísticos del proyecto.

TIA 1 y 2_UP Moskovits_Lanziani

Materia

Presentamos al proyecto arquitectónico como una construcción simultánea de espacio, forma y materia donde esta última es inherente a las otras, de tal modo que, al decir de Giorgio Grassi , es la forma en tanto manifestación de las relaciones y de la organización material la que debe someterse al análisis y trabajo para “aprender cómo se hace”. De ahí que es imprescindible para esta finalidad, en tanto propuesta pedagógica, el trabajo con obras de arquitectura construidas y suficientemente documentadas que permitan introducir al alumno en el aprendizaje de las decisiones concretas y concretadas. Se establece como prioritaria la relación que liga observar con conocer; representar con construir y analizar con proyectar.
Fundamento de la enseñanza será entonces aprender el cómo. Creemos que a través del aprendizaje del ver y del trabajo productivo del registro gráfico, la construcción material y el despiece como mecanismo analítico y propositivo se aprende a conocer y se promueve una práctica proyectual que atiende a la concreción simultánea de lo incorpóreo del espacio y de la definición material del límite.
De este modo, llevamos adelante un trabajo cuyo objetivo es el estudio profundo de los problemas de determinación formal-material a partir del cual proponer técnicas de producción proyectuales que dan consistencia crítica y propositiva al proyecto.

TIA 1 y 2_UP Moskovits_Lanziani

Sistema

Objetivos:
Introducir a la construcción de la complejidad arquitectónica (delimitación, configuración, espacialidad, materialidad, sostén, expresión, uso y significación) desde la re-organización de relaciones preexistentes inscriptas en los referentes arquitectónicos.
Introducir a la transformación como procedimiento proyectual y a prácticas metodológicas de producción del proyecto.
Hacer inteligible la relación entre el espacio conformado y el límite que lo define y operar sobre la determinación recíproca entre ambos.

Implementación:
Se trabaja a partir del uso de “referentes arquitectónicos”, de modo tal de producir un material de proyecto resultante de la puesta en estado de disponibilidad de una “pieza arquitectónica”. Dicha pieza surgirá del trabajo analítico de deconstrucción de una obra dada según las hipótesis que deriven de las interpretaciones de problemas arquitectónicos leídos en la obra.
Se aplica el término “referente” a una obra o proyecto de arquitectura que tras ser desmantelada regresa a un estado proyectual para ser utilizada como material de proyecto. Se abordarán diferentes técnicas proyectuales a fin de poner en marcha los procedimientos de transformación y de determinación de la forma arquitectónica.
Cada etapa de este proceso deberá dejar una conclusión sobre una nueva posibilidad de organización de la forma y sobre hipótesis o direcciones que puede tomar el trabajo hacia adelante.

TIA 1 y 2_UP Moskovits_Lanziani

Vínculos

El desarrollo constante y creciente de la Investigación Proyectual y las actividades propuestas por el Dr. Arq. Jorge Sarquis continúan incitando a un debate en torno a la cuestión epistemológica del proyecto y particularmente en lo referido a su fase inicial, la enseñanza del proyecto. Los talleres experimentales de proyecto (TEP) de las décadas de 1990 y 2000 y su continuidad en los programas de posgrado dinamizan las exploraciones en los mecanismos y técnicas no convencionales movilizadas por la presencia de profesores visitantes como Peter Eisenman, Enric Miralles, Daniel Libeskind, entre otros. La práctica ininterrumpida en la enseñanza del proyecto en grado y en la Maestría en Diseño Arquitectónico Avanzado de la FADU-UBA fomentan la permanente revisión y exploración de técnicas proyectuales que procuran indagar en los procedimientos configuradores de la forma arquitectónica que involucren la determinación recíproca de espacio y materia; vacío, estructura y límite construido.

TIA 1 y 2_UP Moskovits_Lanziani

Investigación

Considerando que el conocimiento de la arquitectura se obtiene a partir de la puesta en práctica del análisis crítico de sus obras creemos que es el propio procedimiento proyectual el camino que permite aprender y re-crear el proyecto según finalidades internas.
Los problemas estéticos, las relaciones inscriptas en una obra de arquitectura, deben exponerse a través de un trabajo que dé cuenta de un proceso complejo.
Dice Grassi que un proceso de proyecto, para poder ser descrito y transmitido, requiere de un análisis formal. Esta afirmación sugiere que para abrir lo aparentemente sintético –el objeto-, lo unificado de una obra, debemos desentrañar su organización.
Las relaciones entre el espacio, su límite y las condiciones materiales del mismo, están constituídas por sistemas de determinaciones interdependientes.
La forma es la determinación concreta y final de las informaciones abstractas que están implícitas en el proyecto. Todo aquello que fue pensado tuvo que ser convertido en forma para poder ser parte de la obra, que de otro modo, no estaría presente.
Las obras mismas enseñan a conocer estrategias, procedimientos, elecciones. La crítica se convierte en procedimiento de proyecto cuando el crítico opera sobre lo extraído y vuelve a darle sentido al producto del desmantelamiento a través de nuevas estrategias o variaciones de las originales.
El ejercicio crítico es operativo porque se recurre a la práctica para desentrañar las obras, se las manipula como si se las estuviera proyectando nuevamente. El acto de construir un objeto convierte el ejercicio crítico en una acción, una sucesión de decisiones. Y al mismo tiempo, encontrar los límites por donde descomponerlo se convierte en otra acción reflexiva, elegida, proyectada.
Este análisis crítico somete a las obras a un trabajo de desmantelamiento en “piezas arquitectónicas” que re-disponen las relaciones entre el espacio, su límite y las condiciones materiales del mismo. Así, aisladas y autónomas, las piezas devienen en nuevos in(d)icios de inciertos proyectos.
Este trabajo inevitablemente se practica a través de representaciones, ya sea construcciones gráficas sobre soportes bidimensionales o construcciones materiales tridimensionales y todo trabajo de representación requiere técnicas adecuadas para determinados fines. La indagación y exploración de estas técnicas constituye la investigación en las metodologías del proyecto a fin de obtener un conocimiento que es con el proyecto, sobre el proyecto y para la didáctica del proyecto.

TIA 1 y 2_UP Moskovits_Lanziani
Prácticas Académicas

Ficha Técnica

Políticas de oficio, tradición e innovación

Nicolás Agostini, Matías Bazán, María Pía Bozzano, Lorena Calvarhi, Ramiro Hermida, Paolo Jacome, Rocío Medici, Matías Mizrahi, Lisette Santillán, Kevin Shroder, Cristina Vera dos Reis, Martina Yarke, Iñaki Zuñiga

Facultad de Arquitectura Universidad de Palermo

Taller Integral de Arquitectura 1 y 2 Moskovits_Lanziani

Francisco Moskovits, Andrea Lanziani, Claudia Varela, Agustín Melillo, Karina Pafundi, Damián Parodi.

Facultad de Arquitectura Universidad de Palermo

2015

marzo 2015

noviembre 2015